Publicación quincenal gratuita · Mallorca · Menorca · Ibiza · Formentera ·

 

El equipo humano de Baleares Sin Fronteras en estos cinco años (11/10/2008)
Estas líneas las quiero dedicar a los lectores y anunciantes privados y oficiales que cada quince días han apostado por nuestro trabajo a través de estos cinco años. Muchas personas, incluso en esta época en que la crisis nos ha coincidido con el aniversario, nos preguntan la clave del éxito para que esta publicación se haya mantenido y no pierda la fuerza informativa que la ha caracterizado.
Es tan simple como la premisa que se puede aplicar a cualquier profesión cuando las cosas se hacen con optimismo, creyendo en uno mismo, escogiendo sino al mejor equipo, sí a personas con un enorme espíritu de voluntad y especialmente a gente que a nuestro alrededor obre de buena fe y sinceramente con los demás.
Estoy seguro de que la imagen de un medio a través del tiempo no se debe únicamente al esfuerzo del director y su línea editorial, es simplemente un hecho circunstancial, pues la opinión pública debe conocer que estoy rodeado de un gran equipo humano que lo entrega todo para que cada número de salga a la calle con información provechosa y de utilidad para los diferentes colectivos de inmigrantes y que esto repercuta de paso en difundir la otra cara de la moneda de la inmigración, algo que quizá por el vicio mediático de la información nos hace caer en la trampa de pensar que las noticias negativas son las únicas que se leen.
Sin ser un medio en el que todo lo que se escribe es bonito –no faltan los problemas dentro de nuestras comunidades- sí tratamos de que lo que se informa se ajuste a la realidad y al compromiso profesional que tenemos con nuestros lectores.
Cinco años son una ocasión de oro para prodigar toda clase de elogios a mis compañeros que han compartido triunfos, tristezas, expectativas y angustias, especialmente en el cierre de cada edición. Aunque aritméticamente el orden de los factores no altera el producto quisiera comenzar por enviar unas palabras de gratitud a las hermanas Aliño Todó, Nuria y Elena, dos redactoras responsables y comprometidas que han estado acompañándonos el 80% de este tiempo de vida. A Susana Fernández, derroche de simpatía y carisma en el trato con las personas; Igor Valiente, joven abogado y entusiasta amigo colaborador desde hace cuatro años; a una de las letradas con mayor experiencia en extranjería, Margarita Palos y a tres abogadas que durante este tiempo han colaborado con nosotros, María Sabater, Silvia Ruíz y Ambar Yllanes expresarles nuestros reconocimientos; alguna vez el Delegado del Gobierno, Ramón Socías, explicaba en un foro que Baleares Sin Fronteras estaba rodeado de galácticos en materia de extranjería.
Pero estas líneas y la estética conservada en los anuncios y distribución de los espacios, no hubiesen sido posible sin Cristian Guardia ni Pau Waelder, eximios profesionales del diseño gráfico… a ellos un profundo agradecimiento.
Desde hace un año se ha incorporado a Baleares Sin Fronteras Regina Cortés, una excelente profesional, filóloga y con una vasta trayectoria en los medios más conocidos de la Isla. De otro lado, por motivos de ocupación ya no están al 100% con nosotros, no obstante, no podemos dejar de matizar el aporte de los redactores Henry Pinto y a Elizabeth Sánchez.
Mencionar especialmente el gran trabajo de Leonardo Jaramillo, “Leo”, fiel colaborador en la distribución y en el área comercial. He dejado para lo último a mi amigo y compañero de mil batallas, Juan Carlos Montoya, incondicional en los momentos en los que Baleares Sin Fronteras lo ha necesitado; ambos podríamos escribir varios volúmenes sobre experiencias vividas en este recorrido. Y a Pierina, un ¡Gracias!, por su apoyo en estos dos últimos años.
Me uno a la voz de parte de mis compañeros no españoles en dedicar estos cinco años de satisfacciones profesionales a nuestras familias que están a miles de kilómetros. ¡Salud! Y visca Balears.

 

 

¿Para qué tanto discurso integrador?
Denegación de nacionalidades en Ibiza
Por no saber el nombre del presidente de la Comunidad Autónoma o de los alcaldes deniegan nacionalidades en Ibiza
Las bondades de la interculturalidad
Panorama incierto
Los contrastes de la vida
Ausentismo total
Éxito notable
Lágrimas de fútbol y muertes
Sorpresas, decepciones y anécdotas del mundial
De los dos no se hace uno
Lo negativo presente, lo positivo ausente
BSF no se olvida de la gente de Ibiza
Los que se fueron y los que resisten
Nadie es profeta en su tierra
El plantón de Don Omar
Hechos muy dolorosos
¿Con o sin ánimo de lucro?
Eliminación de visados a colombianos y peruanos
No dejemos que la indiferencia nos gane
Grandes retos en el 2014
El barco sigue navegando en altamar
Los sectarios
Como ellos dos, pocos
Un dolor imposible de describir
La nacionalidad por encima del contenido de la noticia
Ver la paja en el ojo ajeno y no la viga en el propio
¡Gracias a los verdaderos amigos!
Los niñatos
Lo positivo de la crisis

 
Baleares Sin Fronteras · Calle Sant Miguel 30, 4ª A · Palma de Mallorca · Tel. 971 720 860 · 655 20 70 19